CUARENTENA ADMINISTRADA: EL DEPORTE EN LA MIRA

0
307

La última conferencia de prensa del gobierno nacional se dio anoche. Como anuncio central, el presidente Alberto Fernández confirmó que se prolonga el período de aislamiento social, preventivo y obligatorio. Será hasta el 26 de abril, al menos. Sin embargo, el gobierno evalúa ampliar permisos para que algunos sectores vuelvan progresivamente a la actividad. La posibilidad de que se permitan salidas deportivas despertó un debate interesante.

El presidente Alberto Fernández indicó ayer que analiza autorizar las salidas para hacer actividad física. Planteó que sería viable si se hace solo por periodos cortos y siempre cerca de casa. Sin embargo, consideró que todo dependerá de las propuestas que se eleven desde cada región. Serán los gobiernos provinciales los que armen estrategias para controlar las salidas a correr o andar en bicicleta, en caso de que lo crean necesario. Cada gestión deberá presentar un proyecto sobre cómo administrar una modalidad que evite aglomeraciones y cuide a los vecinos. El gobierno nacional lo estudiará y verá si es viable, si no representa un riesgo para la población.

Nobleza obliga, debemos decir que para muchos deportistas estas declaraciones significaron un “permiso expreso” para salir a correr. No es así. Se analiza una posibilidad y deberemos esperar que los gobernadores lo planteen y ver si finalmente se autoriza. Todavía no está decidido ni regulado. “Veremos el protocolo y la factibilidad de cumplirse. Si creemos que no puede hacerse, no se hará“, dijo Fernández en la conferencia de prensa. Río Negro y Neuquén deberán elevar propuestas para controlar las salidas por deporte. Si lo hacen, la modalidad será aprobada o descartada por el gabinete nacional.

La noticia en nuestras redes sociales generó un intercambio de opiniones muy variadas. Muchos temen que permitir salidas por deporte traiga serias consecuencias sanitarias. La recomendación oficial sigue siendo “quedarse en casa. Salir siempre implicará un riesgo, ya sea que vayamos al supermercado, a la farmacia o a caminar a la plaza. Como dijo el presidente ayer, el virus no nos busca a nosotros, somos nosotros los que nos exponemos al contagio. Por esto, para muchas personas la mejor opción es ser ingeniosos y entrenar en casa.

Desde el inicio de la cuarentena, muchos profesores y gimnasios generaron rutinas personalizadas o activaron clases on line. Si bien los locales están cerrados, se buscó sostener la actividad mediante redes sociales o plataformas digitales. Las áreas municipales o provinciales asesoran desde sus canales oficiales y brindan ejercicios simples para moverse en casa. En algunos casos, también ofrecen charlas motivacionales y consejos de profesionales. Quienes ya reinventaron su forma de entrenar, apoyan la idea de seguir en cuarentena total hasta que pase el peligro del virus.

Sin embargo, existen otras personas que consideran positivo el permiso para salidas ocasionales. Sienten que los ayudará a superar este tiempo difícil, colaborando con su salud mental y física. Aseguran que podrán cumplir con los cuidados necesarios. Algunos artículos sugieren que se puede hacer conservando una distancia de 5 metros entre corredores y de 20 metros entre cada ciclista. Al volver a casa, deberíamos limpiar el calzado, poner a lavar la ropa de inmediato y repasar con alcohol objetos como lentes, reloj, bicicleta o botellas de hidratación. Según lo que expresó ayer el presidente, de ser viable, habría una modalidad para organizar a la población. Un ejemplo: diagramar días permitidos por terminación de DNI.

Aunque todavía no es una decisión concreta, debemos preguntarnos que tan importante es para nosotros el entrenamiento regular al aire libre. El aislamiento social no es un capricho sino una recomendación eficaz contra la pandemia. En esta fase del Covid 19, una salida deportiva (aunque esté autorizada por el gobierno) representa un riesgo potencial. Para nosotros y para nuestra familia. Sin querer, podemos convertirnos en portadores; enfermarnos o -peor aun- contagiar a nuestros seres queridos. ¿Queremos asumir esa responsabilidad?

Desde Bien de Allen te recomendamos no salir de casa si no es sumamente necesario. En caso de que debas hacer compras de alimentos, remedios o insumos vitales, no olvides cuidarte. Es bueno usar un protector casero para tapar la boca y la nariz. Es sencillo realizarlo con un pañuelo o buff. Evitá tocar superficies y objetos en espacios públicos, respetá la distancia de 2 metros entre personas y elegí pagar por tarjeta o billeteras electrónicas. Insistimos en el lavado frecuente de manos con agua y jabón. Seamos responsables, cuidarnos es cuidar a toda la ciudad.

https://www.facebook.com/biendeallen/videos/225759938496048/

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here